AMS | Fisioterapia Málaga Efectividad del estiramiento simultáneo del tendón de Aquiles y la fascia plantar en fasciopatía plantar
Logo

BLOG

Blog: Pasión por la Fisioterapia Deportiva

Carlos L. Cano

Efectividad del estiramiento simultáneo del tendón de Aquiles y la fascia plantar en fasciopatía plantar

La fasciopatía plantar es una lesión que los médicos y fisioterapeutas nos encontramos a menudo. Los pacientes clásicamente describen un dolor plantar cuando está el pie en carga (apoyado), que se exacerba típicamente después de un periodo de inactividad (descarga o no apoyo), como por ejemplo al levantarse por la mañana.

Uno de los factores biomecánicos asociados a la aparición de la fasciopatía plantar es el aumento de tensión en el tendón de Aquiles y en la fascia plantar, además de una debilidad de la musculatura del pie o tobillo.

En un primer momento, el tratamiento de elección es conservador, incluso se ha observado que en un 90% de los casos el paciente se recuperará con este manejo. Una de las medidas son los estiramientos, tanto del tendón de Aquiles (gemelo y sóleo) como de la fascia plantar específicamente; puesto que ambas estructuras están anatómicamente relacionadas (unidas); específicamente, el estiramiento aislado de la fascia plantar se ha comprobado más eficaz que el estiramiento del tendón de Aquiles.

Como cito, ambas estructuras están íntimamente relacionadas entre sí, por lo que a diversos invertigadores les surje la pregunta de si es posible y eficaz un estiramiento combinado de ambas estructuras en pacientes con fasciopatía plantar. Con este interrogante se ha llevado a cabo un estudio, publicado en la International Journal Foot & Ankle, por Engkananuwat et al., en 2017.

Reclutaron a 50 pacientes que llevaban más de un mes con fasciopatía plantar, y los dividieron en dos grupos:

  • Un grupo estiró el tendón de Aquiles (estiramiento de gemelos tradicional).
  • El otro grupo estiró la fascia plantar y el tendón de Aquiles simultáneamente.

Ambos grupos realizaron 5 series de 20” de estiramiento con 20” de descanso, dos veces al día durante 4 semanas que duró el estudio. A la finalización de éste, se observó que ambos grupos obtubieron mejoras en cuanto a dolor (matutino, a la presión, etc.); pero en el grupo que estiró el tendón de Aquiles y la fascia plantar hubo el doble de pacientes que mejoraron por completo, en comparación a los pacientes del grupo de estiramiento del tendón de Aquiles.

Estos resultados son muy interesantes para nuestros pacientes con fasciopatía plantar; así los fisioterapeutas deportivos del Centro Médico del Ejercicio AMS empezaremos a implementar estiramientos del tendón de Aquiles y la fascia plantar de manera simúltánea (sin dejar de lado los estiramientos analíticos aislados, que también son de efectividad clínica).

Carlos L. Cano Herrera

Responsable del Área de Fisioterapia del Centro AMS